Ejercicios Para un Perro con Artrosis

Auspiciado por

ejercicios_para_un_perro_con_artrosis¿Tu perro sufre artrosis? Pues debes prestar atención a los consejos que vamos darte para cuidar a tu mascota. Tratar a un perro con artrosis no es difícil, pero debes tener en cuenta ciertas precauciones para mantener estable su salud. La artrosis no tiene cura, pero siguiendo el tratamiento que te indique el veterinario tu perro podrá tener una buena calidad de vida. Te explicamos cuáles son los mejores ejercicios para un perro con artrosis.

Instrucciones

  1. Hay factores que influyen en la aparición de la artrosis, uno de ellos es la obesidad, la sobrecarga constante de peso genera una tensión continuada sobre las articulaciones de tu mascota. Por eso es fundamental mantener el peso de tu perro a un nivel saludable, para que tenga un peso adecuado la dieta es importante pero además el ejercicio será el apoyo final para conseguirlo.

    Que tu perro padezca artrosis no quiere decir que no se mueva lo más mínimo, el ejercicio suave es preciso para aumentar, tonificar la musculatura y mantener sanas y fuertes sus articulaciones.

  2. La actividad física de tu perro deberá ser acorde con su edad y en general con su estado físico. Lo más recomendable es que tu perro haga ejercicio de forma regular cada día de su vida, nunca empieces de repente a someterle de forma brusca a una rutina agresiva de actividad deportiva.

    La constancia y la regularidad en el ejercicio son básicas para el cuidado de tu perro con artrosis. Las necesidades de ejercicio variarán según el avance de la enfermedad del perro y será el veterinario el que te fije una dinámica o programa de ejercicios adaptados a la edad, el tamaño y la raza de tu mascota.

  3. Según el grado y la localización de la artrosis la frecuencia, la duración y la intensidad del ejercicio variará. El tipo de ejercicio dependerá también de la masa muscular de tu mascota, de la intensidad del dolor y del rango de movimiento de las articulaciones.

    También debes tener en cuenta el tipo de ejercicio a realizar, por ejemplo nadar es totalmente recomendable y no tiene ninguna limitación. Si tienes la suerte de tener una zona de baño cercana a tu casa lleva a tu perro a que se bañe contigo y verás lo que disfruta y lo bien que le sienta. Pero si esto no es posible puedes dar varios paseos suaves al día, siempre con la misma intensidad.

    En nuestro artículo cómo llevar a mi perro a la playa te damos recomendaciones por si planeas llevar a tu mascota a este destino.

  4. Debes evitar siempre cualquier ejercicio que suponga movimientos bruscos e incontrolados como saltos, cambios de ritmo, de postura, porque este tipo de circunstancias elevan la tensión sobre las articulaciones. Deberás fijarte a diario cómo lleva tu perro la rutina de paseos porque nadie como tu para saber si lo lleva bien, si le duele y si siente molestias en algún momento concreto.

    Entre tú y tu veterinario debéis estimar el grado de ejercicio que tu mascota puede aceptar e ir adaptándolo sobre la marcha. Hay que fijarse cuando empieza el dolor, si en algún momento se para, si cojea y si siente dolor tras el ejercicio. Son algunas de las observaciones que deberás considerar para establecer una rutina de ejercicio ideal.

  5. Es recomendable que haga ejercicio varias veces por día en diferentes momentos, al menos unas 3 veces al día durante unos 15 o 20 minutos. Siempre debes dejar que descanse si lo necesita, nunca le fuerces a seguir.

    La pauta de actividad física debe ser idéntica cada día, muchas veces cuando llega el fin de semana esa rutina cambia porque se dispone de más tiempo y a veces se cae en el error de hacer paseos o juegos más largos e intensos, pero si tu perro sufre artrosis no es buena idea que haya esos cambios de ritmo. No debes dejar que tu perro acabe extenuado, el ejercicio debe ser suave y cuando se acabe de jugar o pasear no debe estar agotado, cada vez que salgas a pasear y juegues con tu perro debes comenzar y terminar con un ritmo más lento a modo de calentamiento y enfriamiento. Evita que salte, ese movimiento es el que genera más tensión sobre las articulaciones, en casa por ejemplo si las superficies sobre las que suele dormir o jugar están altas y ha de saltar, te recomendamos que montes alguna rampa o lo adaptes para su estado de salud.

  6. Este artículo es meramente informativo, en unComo.com no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento veterinario ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

 

Lucia
Soy Una Apasionada de las Mascotas, en especial de los Perros. Este Blog es Para que Aprendas a Cuidarlos y Entrenarlos para que tengan una convivencia feliz contigo y tu Familia! Que lo Disfrutes!!!
365 Tickets - Siam Park

Hacer Un Comentario